shadow
shadow

Tributo merecido a los trabajadores de la salud del Asilo Nacional Masónico Llansó

 

 

 

En la mañana del 3 de diciembre nos dimos cita en el Asilo Nacional Masónico el Consejo de Dirección y miembros del Patronato para rendir homenaje al Día de la Medicina Latinoamericana y consideramos que la mejor forma de hacerlo era procediendo a la inauguración de 2 objetos de obras importantes.

1. La reconstrucción de la enfermería del Asilo, que se encontraba en un deplorable estado constructivo.

2. La reparación del Pabellón Roberto Luis Ferrer Rodríguez, este pabellón por ser uno de los menos deteriorados sirvió de albergue a las ancianas del Pabellón Giberga y a los ancianos del Pabellón Gran Logia cuando fueron reconstruido ambos pabellones; después de cumplir esa función, procedimos a realizar en el los trabajos necesarios para dejarlo en optimas condiciones, por lo que al inaugurarlo en la mañana de hoy ponemos 22 capacidades al servicio de la masonería y la sociedad, solo que debemos esperar se asigne el mobiliario necesario para ponerlo en funciones.

descarga (1)En el marco de la inauguración, se rindió homenaje a los trabajadores de la salud que aquí prestan sus servicio, de forma muy sencilla pero muy fraternal, por los albergados uso de la palabra el Co. Lázaro, quien con sentidas palabras dejo la gratitud de los albergados por las atenciones que reciben a diario de los médicos y enfermeras, quienes hacen un notable esfuerzo por cumplir sus obligaciones a pesar de no estar completa la plantilla de enfermeras; por el Consejo de Dirección hablo el IPH. Ramón Trabada 33, Tesorero del Patronato, quien reconoció el esfuerzo realizado por los trabajadores de la construcción, quienes con muy pocos recursos hicieron posible la inauguración llevada a efecto y el resumen de la actividad estuvo a cargo del IPH. Lázaro F. Cuesta Valdés 33, Presidente del Patronato, quien en breves palabras expreso la gratitud de la masonería cubana por la ayuda que nos brindaron los hermanos masones de Luxemburgo, quienes donaron el azulejo con el cual se enchapó la enfermería y los baños del Pabellón Ferrer, una vez más las manos de nuestros hermanos del exterior hacen posible se realicen obras de este tipo.

Como es del conocimiento de los hermanos nos fueron asignadas unas bolsas de cemento por parte de los almacenes suministradores, aunque llevamos un mes de espera por la arena que asignaron, esperamos nos sea entregada para poder continuar con los trabajos en el Nuevo Almacén y el Pabellón Chávez, obras priorizadas por los beneficios que reportan para la instalación.

Fraternalmente;

IPH. Lázaro F. Cuesta Valdes 33

Presidente del Patronato

Publicado por:

Diario Masónico

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *