shadow
shadow

Poner de moda la moral

 

 

 

Indudablemente, poner de moda un producto, una nueva cerveza con los medios modernos masivos, con la segmentación del mercado adecuado, con el marketing oportuno y justo, todo resulta relativamente fácil para los estrategas entendidos en el tema.

De esa manera pueden vender de todo lo que sea artículo de consumo, sin importar el precio, pero, cuan difícil es vender las buenas costumbres, las buenas ideas y por sobre todo la buena moral, la verdadera moral.

Es allí donde no hay patrocinantes dispuestos a gastar, por la sencilla razón de que sus beneficios son de carácter intangible.

Poner de moda la moral es tarea muy ambiciosa, no es tarea fácil, ni es tarea que recibirá aplausos y que gozará del beneplácito de las multitudes.

Esa actividad es un sembrar permanente, es un cultivar lento, es un sembrar continuado del día a día, es un sembrar en las malas, es un sembrar en las buenas y es estar desheredado como el hombre del campo, nuestro agricultor campesino.

Es estar desprotegido como los niños prisioneros de las calles, pero alguien tiene que tomar la posta y ese alguien tenemos que ser nosotros los Masones, que muchas veces hasta nos jactamos de ser la reserva moral de la sociedad, y de que nos sirve este titulo, si no hacemos nada para cambiar esa situación, o por lo menos lo intentamos.

En la sociedad moderna y profana, en general los jóvenes, las familias tienen una escala de valores absolutamente ficticia, errada, falsa y propuesta por una sociedad de consumo que nos lleva cada día a ser menos, a dar menos de nosotros y a convertimos en sonámbulos del consumismo.
Las virtudes de la honradez, las virtudes de la verdadera amistad, las virtudes de la fraternidad, las virtudes de la familia, las virtudes de la perseverancia, del tesón, no son virtudes valoradas, mas bien apreciamos otros valores fruto de la conciencia consumista, que nos permite vivir algo más cómodos y más halagados.

El triunfo del tenaz, el triunfo del honrado hombre de trabajo , es el triunfo del torpe, razón por la cual, carece de importancia..
Es hora de poner de moda la moral, esto significa valorar a los buenos, valorar a los honestos, valorar al buen funcionario o empleado, valorar a los capaces, a los que estudian, a los que inclusive con una tenue luz, noche tras noche, construyen heroicamente su carrera profesional o su anhelada vida técnica, valorar a los que practican la fraternidad y el amor al semejante.

Poner de moda la moral significa también valorar y respetar a los padres que dejan su hogar para traer un poco de ese dinero ganado con sacrificio y dignamente para que sus hijos estudien y piensen en un futuro mejor y más justo.

Poner de moda la moral significa posiblemente participar más en el núcleo familiar y por sobre todas las cosas, como en los principios, volver al hombre , al ser humano, que es el centro dinámico del universo, creado por nuestro Gran Arquitecto.

O.. M..
M..M..

Publicado por:

Diario Masónico

Trabajemos a cubierto con DM PREMIUM

shadow

Contenido Relacionado

shadow

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.