shadow

El Gallo en la Masonería


shadow

El Gallo en la Masonería

 

 

 

EL GALLO Y EL AMANECER

M:.M:. Gerardo Bouroncle Mc Evoy/ Fuente: Diario del Masón

Uno de los símbolos que enfrentamos en nuestra iniciación en la Masonería es una figura que para muchos pasa desapercibida luego de la ceremonia y es la de un “Gallo” en la camara de Reflexiones.

En los textos de Masonería no encontramos mucha referencia a esta figura que sin duda en el esoterismo tiene un significado muy grande; se nos dice que el Gallo nos  Indica “El despertar interior del hombre, el triunfo de la Luz sobre las tinieblas, señalando además, la necesidad de la vigilancia que hemos de tener sobre nuestros actos, no permitiendo que nada nos aparte del sendero de la Verdad, la Justicia y el Honor”.

Los animales en la Antigüedad a lo mismo que el universo siempre fueron materia de Estudio para el  Ser humano, muchos de ellos por sus características peculiares fueron asociadas también a épocas del año; a los cambios climatológicos e inclusive asociados a divinidades a las que les servían de ayudantes, guardianes o de elementos de conexión con el Ser Superior. Esa misma conexión era la que los hacia precisamente tan peculiares de acuerdo a sus habilidades como el movimiento, su fiereza, la forma de buscar alimento o su estilo de vida. En algunas religiones inclusive alcanzaron el sitial de Divinidad.

Sin embargo y a lo largo de la historia antigua hay un animal que ha estado presente siempre, todo el año y en todas las estaciones,  su importancia estaba asociada al día y la noche,  este animal es el Gallo;  es visto desde la antigüedad en Egipto y ha sido utilizado en muchas religiones para hacer referencia siempre al Sol y a su aparición en el día. Dado de que la Mayoría de Religiones están asociadas al Dios Sol en relación  al día y la noche, este animal está presente por ello casi en todas;  de igual manera un detalle muy importante y peculiar se le suma a esto y es el color de su plumaje como el rojo intenso de su cresta.

En el África el gallo está asociado a ritos de Iniciación de vudú;  el paso de una vida a otra al nacer o al morir para una nueva vida está representada por este animal,  el color negro le da la característica de ritos de muerte y el color rojo a los de iniciaciones.

Los sirios, los egipcios y los griegos debido a su plumaje rojizo y terminando en la cresta en un rojo intenso lo asocian al simbolismo Solar y del fuego. Lo llamaban también el Heraldo matutino del Sol. Solo mencionaré algunos aspectos y no voy a profundizar en la forma como el Gallo ha estado presente en estas culturas porque sería muy extenso.

El Canto del Gallo en muchas creencias populares se asocia a espantar  a los demonios y espíritus malignos que rondan por la noche. En la Edad Media la figura del Gallo se colocaba en las iglesias como símbolo de vigilancia.

La imagen del Gallo ha sido utilizada desde entonces en las Veletas para simbolizar la luz Solar o Crística la cual es capaz de disipar y vencer a las tinieblas del mal con el viento a favor o con el viento en contra.

Para los primeros cristianos representaba el amanecer de una nueva era y  la resurrección del Cristo en el día del Juicio final; ya en  pasajes bíblicos del nuevo testamento se le menciona en algunas oportunidades, pero cobra un significado cuando es mencionado en el evangelio en que Pedro Simón tendrá tres negaciones antes que el Gallo cante. Los antiguos cristianos usaron esta metáfora de una manera distinta a lo que luego el Concejo de Nicea estableció. El verdadero significado fue muy similar a la Leyenda de Hiram que se negó tres veces a dar la palabra sagrada. Pedro Simón debía de guardar el secreto de aquella sociedad y sus conocimientos dados por el Cristo antes de su muerte.

El cristianismo Moderno alude a que Pedro Negaría tres veces al cristo antes que cante el Gallo por segunda vez; sin embargo en algunos textos antiguos se alude a que Pedro se Negaría a revelar los secretos de su Orden Iniciática  y solo revelarlos a la nueva luz; aquí el gallo representa precisamente esa nueva luz, el nuevo amanecer o el verdadero despertar. El canto del gallo era precisamente eso, despertarnos de esa noche oscura y de ignorancia para abrir los ojos a la luz de la sabiduría. Asimismo, el gallo nos recuerda que aun dormidos debemos de estar Vigilantes y alertas, aún en sueños no podemos desconectarnos de la realidad, debemos buscar el equilibrio perfecto entre lo consiente y lo inconsciente, entre lo real y lo ficticio; pero sobretodo estar alertas a ese canto del gallo ya que de no oírlo, seguiríamos en el sueño profundo y eterno de la ignorancia. Es por ello que aquellos primeros cristianos tenían ejercicios de oscuridad adentrándose en las catacumbas para conectarse interiormente y a oscuras con su ser mas interno; refieren algunos textos que podían ver luz aún en la oscuridad y solo el canto del gallo los podía sacar de aquel trance y hacerlos volver a la luz del día en el exterior.

Estos primeros cristianos por ello lo utilizaban iconográficamente en sus rituales y le llamaban “la hora del Galicino” al amanecer en donde se debía agradecer a Dios por la Luz divina y en la hora de Lucernario al atardecer representado por una lámpara en donde se realizaban rituales orientados al descanso mas no al sueño que los sumiría nuevamente en la ignorancia.

Siempre ligada a las Religiones y a figuras como Apolo, el Dios IAO, etc;  el Gallo tuvo muchas variaciones en cuanto a su significado y en cuanto a su asociación con la Vigilancia y la Atención. En el renacimiento cobro vida por las veletas en las iglesias y en algunas pinturas;  sin embargo seguía siendo utilizando como símbolo esotérico gracias a la herencia de los rituales templarios, los cuales hacían alusión a la Negación de Cristo en tres ocasiones por parte de Pedro como los primeros Cristianos. Representaba las tres purificaciones que debe enfrentar el hombre antes de alcanzar la sabiduría o la resurrección de su Cristo interno. Ese paso del Azufre al Mercurio mediado por el fuego, hacía que  el Gallo representara el Mercurio de la filosofía secreta, en pocas palabras el gallo es el éxito del Mercurio.

El nombre I.A.O.  Era representativo de Ignis (fuego); Aqua(liquido o mercurio)y Origo (el verdadero origen);  este último era el mediador de la filosofía secreta entre el azufre y el mercurio; sin embargo y con la desaparición de mucho escritos templarios pasó simplemente el Gallo a formar parte de la nueva corriente cristiana como un símbolo más y con poca relevancia;  solo permaneció vigente en algunas sociedades secretas herederas de ritos judeo-cristianos y con tradición de los antiguos Egipcios.

El gallo cobra nuevamente relevancia en la Francia convulsionada en 1879;  gracias a la Revolución Francesa y a las Logias de entonces fue que se adoptó este animal como símbolo y emblema nacional en Francia, cuna de la Francmasonería moderna, pero también a algunas características que debían recordarles en adelante a los Franceses del porque la verdadera Revolución; el gallo les debería recordar que:

1.   Siempre está en Pie y erguido, símbolo de Orgullo

2.   Siempre está atento, símbolo de Vigilancia.

3.   Lucha hasta morir; símbolo de Nunca dejarse vencer.

El Gallo en la Masonería es pues una mezcla de muchas tradiciones pero sobretodo de mucho significado interno y personal; nos representa la verdadera búsqueda del trabajo interno, la lucha contante de la parte oscura de nuestro ser, el buscar en nuestro interior y entre las tinieblas algo de claridad, el estar alerta y vigilante para una vez descubiertas las tinieblas poder disiparlas con la chispa del trabajo dado por la luz externa; pero a la vez es el despertar cada día de aquella ignorancia en la que podríamos caer si nos dejamos rodear por lo profano del mundo que nos podría cerrar los ojos o deslumbrar con una falsa luz. El gallo no solo debe estar presente en nuestra iniciación sino debe estar presente siempre a lo largo de nuestro despertar diario tanto físico como espiritual.

R:.L:.S:. Progreso Universal N° 16

Vall:. Del Callao, Or:. Del Perú

Publicado por:

Diario Masónico

Contenido Relacionado

shadow

Comments

  1. El ilusorio arquitecto    

    La justicia y el honor son el origen del verdadero mal, no los encontrarás en la armonia de la naturaleza. El conocimiento no existe, todo es ignorancia cliclica y eterna, la oscuridad no es mejor que la luz, la luz necesita a la oscuridad igual que la vida necesita la muerte. El reino prometido es una ilusión. Ya estamos en él, siempre hemos estado en él, nunca lo abandonamos, solo necesitamos aceptar sus leyes naturales. Tu gran maestro es tan real como tu pensamiento, solo existe en las mentes de los humanos y es una creación de los seres humanos.

  2. VGUERRA    

    Todo el artículo esta genial en su desarrollo simbolico, aunque deberíamos saber que dicho elemento no está presente en todas las masonerías, puesto que está que en un solo sitio que es el Gabinete de Reflexión y no todas las masonerías tienen dicho elemento, subido a la categoría de simbolo, y que desconocemos su trayectoria en el seno de los rituales, y como y donde apareció dicho ave en el seno masónico, que por lo que se escribió parece provenir de las escuelas herméticas que traspasaron a la propia masonería en el siglo XVII y XiX, aunque se pudiera considerar un elemento exogeno a la masonería

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.